El Bhagavad Gita




los pares de opuestos15. Ve más allá de las posesiones y las ganancias. ¡Recupera tu
propia alma!

46. Para un sabio dotado de visión espiritual, los Vedas tienen tanta utilidad como un
pozo que ha sido cubierto por una inundación.

47. Concentra tu mente en tu trabajo, pero nunca permitas que tu corazón se apegue a
los resultados. Nunca trabajes por amor a la recompensa, y realiza tu trabajo con
constancia y regularidad16.

48. Realiza tu trabajo en la paz del Yoga, lejos de todo deseo egoísta; desapegado del
éxito, tanto como del fracaso. La paz del Yoga es estable y permanente, pues trae
equilibrio a tu mente.




14
Los Gunas o elementos constitutivos de la materia son tres: Sattva, (estado ideal, perfección, clari-
dad, quietud), Rajas (actividad creativa), y Tamas (oscuridad, inercia abúlica, ceguera espiritual). Sattva
es la armonía, Rajas es la actividad, la pasión, la fuerza que nos ayuda en la lucha por la vida, y Tamas es
el caos, lo inerte, lo obtuso. De la combinación de los tres Gunas surge el antahkarana (órgano interno)
compuesto por otros tres derivados:
-- Ahankara: el hacer (kara), el yo (aham), lo constituyen los órganos de la percepción y nervioso-
motrices; transmite a el buddhi los datos de la conciencia. Estos datos los atribuye equivocadamente al
alma, que se halla presente sin participar, pero sin la cual nada sería posible.
-- Buddhi: es el juicio, la discriminación. Abarca la totalidad de las experiencias transmitidas por
ahankara. Es el principio que se halla tras las funciones del yo.
-- Manas: el intelecto está relacionado directamente con ahankara. Es el encargado de recibir, coor-
dinar y transmitir las informaciones y las impresiones recibidas a través de los sentidos.
Ahankara, por su parte, está dividida en dos grupos:
-- Las diez funciones; admiten una doble vertiente constituida por los cinco jinanendriya y los cinco
karmendriya. Los primeros son los órganos de la percepción (vista, oído, gusto, olfato y tacto). Los se-
gundos son los órganos de la acción (lengua, manos, pies, los órganos de la excreción y los reproducto-
res).
-- Los cinco tanmatras (segunda división de ahankara), están formados por cinco elementos sutiles:
sabda (sonido), sparsa (tacto), rupa (color y forma), rasa (sabor), gandha (olor) y por cinco elementos
densos: éter, aire, fuego, agua y tierra. El Yoga pretende la separación del prakriti y el purusha.
15
Trascender los pares de opuestos (dvandva); bueno-malo, positivo-negativo, placer-dolor. Superar
tal limitación e instalarse en el dominio de la no-dualidad (advaitam), es lo necesario para lograr la unión
con la Realidad Última.
16
Dharma es el cumplimiento del deber de un modo totalmente desinteresado. Es también traducido
por: rectitud, justicia, recto discernimiento, camino del bien.




29

29